La neutralitat del Fiscal

by

La pressió que està exercint el PP sobre el Fiscal General de l’Estat és similar a la que feien els socialistes a l’època en què Cardenal exercia el càrrec. D’ací que no sé si seria just criticar-la, encara que a mi em sembla que el treball de Conde Pumpido és força diferent el que feia (i, sobretot, de com el feia) Cardenal.

Acceptant, doncs, com a possible que la subjectivitat de criteri em jugui una mala passada, penso que caldria tenir en compte les paraules de Conde Pumpido en una entrevista publicada ahir a La Vanguardia.

A la pregunta de si creu que el PP hauria de moderar el llenguatge en aquesta etapa tan delicada, respon el Fiscal:

“Llevo más de treinta años ejerciendo como magistrado, cinco de ellos en el País Vasco cuando se producían más 80 atentados mortales al año, en los que sufríamos bombas, en los que vi caer a muchos amigos y compañeros de la justicia. He dictado un centenar de sentencias en el Supremo condenando a terroristas. He estado en la Sala Segunda del Tribunal Supremo cuando se llevó el proceso contra la mesa nacional de Herri Batasuna, cuando se ingresó en prisión a todos sus miembros, y cuando fue asesinado alguno de mis compañeros, como Rafael Martínez Emperador. Y ahora como fiscal, en los dos años que llevo de gestión, la Fiscalía ha obtenido más de 300 sentencias condenatorias de terroristas. Creo que la labor que está realizando el fiscal contra el terrorismo merece cierto respeto. Y no debe ser tratada por un político local para obtener un minuto de gloria.”

Cal reconèixer, però, que la tendència a creure polititzada la justícia i, en particular, la fiscalia, atès el criteri de nomenament del fiscal pel govern de torn, serà sempre una temptació de l’oposició, a la qual se li farà difícil d’acceptar la neutralitat de la persona que exerceixi aquest càrrec.


%d bloggers like this: